Categoría: Cultura cubana

Las inexplicables falsedades e imprecisiones de un programa educativo

por Guillermo Rodríguez Rivera

El pasado miércoles 25 de enero a eso de las diez de la mañana, el canal Educativo 1, de nuestra televisión nacional, trasmitió un programa dirigido a estudiantes – presumo que de nivel medio – dedicado a explicar e ilustrar el rico proceso de la música popular cubana.

Las inexplicables falsedades e imprecisiones de un programa educativo

No soy crítico de nuestra televisión, que tiene varios canales que trasmiten las 24 horas del día y acaso necesitaría de algunas personas que vigilaran, chequearan esas casi inacabables emisiones, muchas de las cuales recorren la longitud de la larga isla que es Cuba y, claro, también llegan a Isla de la Juventud y a los múltiples cayos que conforman el archipiélago cubano e, incluso, pueden difundirse fuera del país.

Difundir información errónea es censurable en cualquier medio de comunicación, porque el receptor supone la veracidad del medio que consulta y no tiene por qué conocer, con el rigor de un especialista, la materia que está difundiendo el medio; seguramente esa necesidad de saber es uno de los motivos por lo que está valiéndose del medio en cuestión.

La exigencia de comunicar una información cierta es válida para cualquier medio, pero lo es con más énfasis para la televisión, por la enorme amplitud del público al que llega y por la certidumbre que ese público le atribuye a sus afirmaciones. Pero si esa afirmación falsa se trasmite en un espacio destinado a la enseñanza, entonces es imperdonable que se falte a la verdad porque,  quien lo hace,  defrauda el deseo de aprender del estudiante que lo escucha.

Yo  no pude ver enteramente el programa. Sintonicé el canal Educativo cuando las conductoras del programa hablaban de Benny Moré y daban el dato de que nació en febrero de 1919. En el país se han editado dos diccionarios de la música cubana: el de Helio Orovio en 1992 y el más reciente de Radamés Giro. Quien consulte cualquiera de los dos, se entera de que Benny nació el 24 de agosto de 1919.

Enseguida las conductoras explicaron que el formato de orquesta llamado charanga,donde los violines y la flauta desplazan a los metales de la anterior orquesta típica, aparece en los años cincuenta, cuando la charanga surge hacia 1910.

El programa afirma que Formell y Los Van Van influyen en la aparición de la orquesta de Elio Revé y en el trabajo de Chucho Valdés, pero Formell se inicia como bajista de la propia orquesta Revé, fundada mucho antes de la aparición de Los Van Van. Desde antes de la aparición de Formell,  se conocía también el trabajo del gran músico que es Chucho Valdés, que hace una música completamente diferente a la de Los Van Van.

No es cierto que la aparición del grupo de Experimentación Sonora del ICAIC determinara la aparición de la Nueva Trova, sino al revés:  el GES se funda para darle un lugar a los iniciadores de la Nueva Trova (Pablo, Silvio, Noel) por entonces no admitidos por la televisión cubana. El GES incorpora nuevas figuras, como Sara González y Amaury Pérez. Pero no compuso la música usada en todas las películas del ICAIC, como aseguraba el programa.

Al presentar la salsa, el programa debía explicar que no es un género musical, sino el nombre comercial que el empresario italoamericano Jerry Masucci le da a la fusión de todos los géneros bailables del Caribe hispánico.

Por supuesto que no culpo de esto a las simpáticas conductoras del espacio, que apenas estaban repitiendo el defectuoso guión que le entregaron.

En Cuba hay numerosas personas con la autoridad intelectual necesaria para evitar esos lamentables errores en un programa que quiere relacionar a nuestros jóvenes con la música popular cubana, acaso la más famosa de las artes de Cuba.


Tomado de: http://segundacita.blogspot.com/

SERGIO GARCÍA ZAMORA GANÓ EL PREMIO INTERNACIONAL RUBÉN DARÍO 2016

El ganador del Premio Internacional de Poesía Rubén Darío 2016, otorgado por el Instituto Nicaragüense de Cultura (INC) con motivo del centenario de la muerte del autor de “Azul”, según EFE, fue el cubano  Sergio García Zamora. “Nos honramos en entregarle el Premio Rubén Darío al joven poeta cubano Sergio García Zamora“, dijo el codirector del INC, Luis Morales Alonso, en un acto realizado en el Salón de los Cristales del Teatro Nacional Rubén Darío, en Managua.

SERGIO GARCÍA ZAMORA GANÓ EL PREMIO INTERNACIONAL RUBÉN DARÍO 2016

El codirector general del Instituto Nicaragüense de Cultura Luis Morales (i) entrega al poeta cubano Sergio García Zamora como ganador del Rubén Darío. Foto: EFE.

También puedes ver: Publican cien ejemplares del facsímil Cuadernos de hule de Rubén Dario

Sergio García, nacido en Esperanza, Villa Clara, en 1986, es un joven escritor que ha publicado más de siete libros en diferentes editoriales nacionales y extranjeras y recibido una docena de premios, destacó el funcionario.

El Premio Rubén Darío está dotado de 5.000 dólares y la publicación de la obra ganadora fue “Resurrección del Cisne”, que el escritor presentó bajo el pseudónimo de “Phocas el Campesino“.

El jurado consideró que el trabajo es un “homenaje lúcido a grandes poetas de occidente, además de mencionar pintores, músicos y artistas a través de logrados poemas en prosa”, indicó Morales.

Para este concurso las autoridades recibieron 101 poemarios de poetas de Alemania, Argentina, Brasil, Colombia, Canadá, Cuba, Costa Rica, España, Ecuador, Estados Unidos, El Salvador, Guatemala, México y Nicaragua.

El poeta argentino Hugo Francisco Rivella había ganado el Premio de Poesía Rubén Darío 2016, sin embargo, con la obra ganadora había participado en otro concurso y fue descalificado, de acuerdo con los organizadores.

Durante el acto, también lanzaron la convocatoria para el Premio Internacional de Poesía Rubén Darío 2017, en conmemoración a los 150 años del natalicio del reconocido poeta nicaragüense (1867-1916).

El Premio Internacional de Poesía Rubén Darío 2016 formó parte de las actividades de conmemoración del centenario de la muerte del “príncipe de las letras castellanas”.
Félix Rubén García Sarmiento, “Rubén Darío“, nació el 18 de enero de 1867 en el municipio rural de Metapa, hoy Ciudad Darío, en el norte de Nicaragua, y falleció el 6 de febrero de 1916, a los 49 años, en León.

Rubén Darío, el gran innovador de la poesía en castellano del siglo XX, lideró movimientos literarios en Argentina, Chile, España y Nicaragua.

Según los expertos, Darío es considerado el padre del modernismo en Iberoamérica, que se inició con dos obras suyas, “Azul” (1888) y “Prosas Profanas” (1896), y que concluyó con su muerte en 1916.

De La República

Tomado de: https://verbiclara.wordpress.com/2016/12/08/sergio-garcia-zamora-gano-el-premio-internacional-ruben-dario-2016/

Los 70 años de Silvio Rodríguez

Impresiona un poco pensar que Silvio tiene ya 70 años- fructíferos y espiritualmente productivos 70 años-  Desde la era está pariendo un corazón a sus últimos temas. El pulso de un tiempo en el que le tocó vivir y donde tomó partido. Sigo del lado de quienes aprecian su dimensión estética y humana. Sus críticos tendrán sus razones, yo ofrezco las mías. Entre el arpegiar de su guitarra y sus letras inteligentes me formé como animal social. Mis felicitaciones. Su poesía es tan autentica como la de Dylan, Serrat, Violeta… MI tiempo, mi opacidad de isla, hubieran sido menos sin canciones. (@abelgfagundo)


De: La Pupila Insomne

La emisión integra del programa que en La pupila asombradadedicamos a los 70 años del trovador Silvio Rodríguez donde compartimos materiales dversos y algunos poco conocidos, relacionados con la vida y la obra del autor de Ojalá. El 5 de enero volvemos con más del mismo tema y la parte restante de una entrevista biográfica que Silvio concedió al espacio Otra vuelta de Tuerka, que conduce el político y comunicador español Pablo Iglesias.

Tomado de la Pupila Insomne

Cuba bajo la lupa de la Sociología

«En Cuba se están viendo fenómenos graves referentes a la identidad nacional, el consumo cultural y las perspectivas de vida de los jóvenes, etc.».

La detección de indicadores de riesgo —violencia, pobreza, marginalización— entre grupos vulnerables de la población, la actualización sobre los estudios nacionales en torno al género y la familia, los vacíos prácticos en la participación social de los ciudadanos cubanos, los cambios en la dinámica socioclasista del país, así como el impacto del cooperativismo en el desarrollo local y territorial, constituyen algunas de las cuestiones a debatir durante los tres días en que sesionará el III Taller Nacional de Sociología, evento auspiciado por la Facultad de Ciencias Sociales de la Universidad Central «Marta Abreu» de las Villas (UCLV).

Una importante representación de los más trascendentes científicos e investigadores del país asisten a la cita académica, dado que resulta el único foro donde se viabiliza un intercambio tan amplio en temas apremiantes para la Sociología cubana.

El Dr. Manuel Martínez Casanova, académico correspondiente de la Academia de Historia de Cuba y miembro del tribunal nacional de Ciencias Sociológicas, resume la pertinencia del taller con una sentencia perentoria: «quizás, como nunca antes, el “trigo” de las transformaciones y los conflictos sociales nos demuestra que la isla ya no es la misma».

Jóvenes cubanos acceden a Internet
Los hábitos de consumo cultural de los más jóvenes constituyen un tema de especial interés en el III Taller Nacional de Sociología. (Foto tomada de Internet)

«Es muy difícil hablar de un proyecto de desarrollo de cualquier tipo que no tenga concebido qué impacto social generará, cuáles son las característica s de la población involucrada, hacia dónde apuntarán las tendencias administrativas o económicas de las empresas vinculadas al proyecto. Hoy, las ciencias sociales pueden dar muchas respuestas. En otros momentos queríamos hacer cosas y no existía una demanda, pero la situación, evidentemente, se ha modificado.

«La pregunta ahora es: ¿estamos preparados para asumir el análisis de todos los fenómenos de una nación que cambia? El gobierno de este país no puede desentenderse de las demandas de la sociedad, porque ese conocimiento resulta su mejor brújula para encauzar planes y decisiones».

Según su consideración, ¿cuáles son los retos sociales más urgentes de la Cuba actual?

— La premisa de nuestros estudios radica en guiar y orientar. En Cuba se están viendo fenómenos graves referentes a la identidad nacional, el sentido de pertenencia, las perspectivas de vida de los jóvenes, los hábitos de consumo y las relaciones de poder: los sociólogos no los investigamos para neutralizarlos, sino para comprenderlos.

«¿Cómo se potencia la democracia si no promueves una participación real, no formal?; ¿cómo logras que un proyecto sea pertinente si no se toman en cuenta las necesidades del territorio?; ¿cómo elaboras una política pública sin saber de veras a quién está dirigida?, incluso, ¿cómo evalúas esa política si no partes del criterio de que de buenas intenciones está tapiado el camino hacia el infierno? Y, precisamente, quien mejor puede valorar una política o una gestión es la percepción que tiene la sociedad al respecto».

La posibilidad de «aterrizar» en forma de aplicaciones prácticas algunos de los temas más abstractos de la Sociología constituye, de hecho, la principal motivación para los paricipantes. La Dra. Mayra Espina Prieto, investigadora y coordinadora del Grupo de Desigualdades y Política Social del Centro de Investigaciones Psicológicas y Sociológicas (CIPS), destaca entre las invitadas de lujo al III Taller Nacional de Sociología.

«A mi modo de ver, ha habido una especie de separación errónea entre el desarrollo y el espacio micro de la vida de la gente. Si bien se trata de una visión superada teóricamente desde hace dos décadas, en la práctica, no todas las experiencias territoriales logran superar que el desarrollo local conforma una escala legítima del desarrollo macro. O sea, hablamos de espacios articulados que se complementan».

«La cotidianidad, el espacio micro y lo local poseen una relevancia enorme. Las decisiones de escala macro tienen su ámbito de producción y de impacto, pero manejan erróneamente el espacio micro. Colocar estos temas en su justa medida es un reclamo de estos tiempos y una necesidad, además, para canalizar la gestión de los gobiernos».

Hasta el viernes 18 sesionará este encuentro en el Colegio Universitario de Formación Básica «Abel Santamaría», en Santa Clara, fecha en la que se prevé un foro de estudiantes de Sociología provenientes de la Universidad de La Habana, la UCLV y la Universidad de Oriente.

Por: Liena María Nieves
Tomado de: http://www.vanguardia.cu/

Dylan en la calle

Por: Eric Caraballoso

Varios días después de la noticia del Nobel de Literatura para Bob Dylan –seguida por el silencio del propio premiado y la imposibilidad de la Academia Sueca para dar con él–, esta conversación me tomó por sorpresa en la parada:

– ¿Viste? –le decía un muchacho con pinta de universitario a otro–, le dieron a Bob Dylan el Nobel de Literatura.
– ¿A quién? –le preguntó el otro quitándose los audífonos.
– A Dylan, el músico americano.
– No entiendo. ¿Si el hombre es músico por qué le dieron el Nobel de Literatura?
– Ah, no sé, será porque también escribe.
– ¿Tú estás seguro? ¿No sería el Nobel de la Música? –le preguntó por un lauro que no existe.
– No, chico, no. Lo leí en Facebook. Fue el de Literatura. Si hasta había una pila de comentarios por eso.
– Ven acá, ¿y tú has leído algo de él?
– Yo, na. Pero me pongo a buscar en Internet. Digo, si le dieron el Nobel por algo será, ¿no?
– Si encuentras algo me avisas, a ver si ponemos una con la profe de Literatura.
– A lo mejor lo que hago es conseguir un tema pa´ oírlo. Creo que dijeron que el premio también era por la letra de sus canciones. Aparte, siempre va a ser más fácil oír una canción que leerme un libro del tipo. Seguro que son gordos así.
– Sí, claro. ¿Y de qué va su onda?
– Creo que es como la trova, pero en inglés.
– Ño… ¿y tú estás tan escapa’o así en inglés?
– Más o menos…
– Ya, sirvió entonces. No me dejes fuera de esa jugada, fíjate –y volvió a ponerse los audífonos, mientras comenzaba a mover la cabeza al ritmo del reguetón que se filtraba.

Y en eso llegó la guagua y nos montamos, todos tan felices.

Tomado de: http://oncubamagazine.com/cultura/dylan-en-la-calle/

Se suicidó el poeta cubano Juan Carlos Flores

El escritor Juan Carlos Flores, una de las más singulares voces de la poesía cubana contemporánea, se suicidó este miércoles en su apartamento en  Alamar, al este de La Habana. Tenía 54 años.

El cuerpo de Flores fue hallado esta mañana en el balcón de su casa. Cerca de las 11 p..m. representantes de Medicina Legal estaban llegando al lugar para confirmar su fallecimiento.

“Se ahorcó, ahora mismo está aún colgado en el balcón”, dijo a CaféFuerte Iris Ruiz, vecina y amiga de Flores.

Ruiz relató que en ese momento su esposo Amaury Pacheco, integrante del grupo Omni Zona Franca, había entrado con las autoridades a la vivienda para proceder a retirar el cadáver. Flores fundó el núcleo original de zona Franca en 1998, un grupo alternativo de creación poética en Alamar que luego se integró a un colectivo de artistas de la música y el performance denominado Omni y dio lugar a la agrupación actual.

“Vivía solo y se encontraba emocionalmente muy afectado”, agregó la mujer.

Testimonios de amistades y personas cercanas a Flores coinciden en que en los últimos años se encontraba atravesando por una profunda crisis depresiva. Había sido diagnosticado con esquizofrenia y sufría recaídas recurrentes.

Nacido en La Habana en 1962,. Flores se radicó en la comunidad de Alamar en 1971.

Flores hizo su entrada en el panorama literario cubano con Los pájaros escritos, galardonado con el Premio David de Poesía de la Unión de Escritores y Artistas de Cuba (UNEAC),  en 1990. El libro apareció en 1994 y obtuvo el Premio de la Crítica de ese año.

Autor de peculiarísimo estilo y formación autodidacta, Flores creó una poesía caracterizada por el uso fluido de repeticiones y la incorporación de recursos minimalistas, que el crítico Julio Ortega ha caracterizado como “la reverberación  del contracanto”. Desde finales de los años 80, participó en las tertulias de La Azotea, espacio fundado y promovido por la reconocida poeta cubana Reina María Rodríguez.

Su segundo poemario, Distintos modos de cavar un túnel, fue galardonado con el Premio Nacional de Poesía Julián del Casal en 2002.

Otros títulos de su producción literaria son Un hombre de la clase muerta (1986-2006), Distintos modos de cavar un túnel (2003), y El contragolpe (y otros poemas horizontales), de 2009, que fue incorporado en un DVD con 35 poemas y música de Tony Carreras. El video fue producido por Miriam Real Arcia para el proyecto Misceláneo.

En 2012, Flores fue invitado por la Universidad de Brown, en Estados Unidos, para hablar sobre El Contragolpe y su poesía. Deja inédito un libro en preparación con el título provisional de El Trapiche.

Se le considera a la vez un pionero de una poesía experimental que floreció junto al performance durante las últimas décadas en Alamar, como expresiones alternativas a la cultura oficial.

La familia decidió cremar sus restos y esparcir las cenizas en la llamada Playita de los Rusos, en Alamar, donde Flores acudía wn su infancia y adolescencia para nadar.

El periodista José Alberto Gutiérrez contribuyó con esta información.

DECLARACION DE LA UNEAC: A LA MUERTE DE JUAN CARLOS FLORES

Queridos miembros de la Asociación de Escritores:

Con pesar les comunicamos que, tras varios meses en medio de una severa crisis depresiva, falleció este miércoles 14 de septiembre, en su apartamento de Alamar, al este de La Habana, el poeta Juan Carlos Flores, uno de los más singulares escritores de su generación.

Nacido en La Habana en 1962, obtuvo en 1990 el Premio David de la UNEAC con su libro Los pájaros escritos, que fuera distinguido con el Premio de la Crítica, en 1994.

La UNEAC le otorgó el Premio Julián del Casal por su libro Distintos modos de cavar un túnel (Unión, La Habana, 2003).

Junto a otros poetas creó a finales de los años 90 Zona Franca, grupo que juntó a varios artistas visuales y fue conocido después como OMNI-Zona Franca. Protagónica  fue su  participación en los festivales de Poesía Sin Fin.

Otras obras de Juan Carlos son Un hombre de la clase muerta (1986-2006) y El contragolpe (Torre de Letras, La Habana, 2009).

Ante esta lamentable noticia para la poesía cubana, llégueles a sus familiares y amigos nuestro más sincero sentimiento de pesar.

Honor al poeta Juan Carlos Flores.

Asociación de Escritores de la UNEAC

Tomado de: http://cafefuerte.com/